El Banco Central de Reserva y la Superintendencia del Sistema Financiero, como parte de las actividades del Sistema de Supervisión y Regulación del Sistema Financiero realizaron el Segundo Diálogo Público-Privado con el Sistema Financiero: Rol de la Regulación en el marco de la pandemia por COVID-19. Retos, desafíos y próximos pasos.

Durante el evento se contó con la participación del Secretario de Comercio e Inversiones, el Subsecretario de Innovación, representantes de las industrias reguladas y supervisadas que incluyen al sector bancario, cooperativo, asegurador, previsional, de valores, así como a proveedores de dinero electrónico.

El presidente del Banco Central de Reserva, Douglas Rodríguez resaltó la importancia de estos espacios de intercambio con las diferentes industrias, sobre todo en el contexto de los cambios demandados por la pandemia de COVID-19 para mantener la provisión de productos y servicios financieros. “Mantener un diálogo abierto con ustedes nos ayuda a propiciar mercados ordenados, estables, inclusivos y eficientes”, destacó.

Por su parte, el superintendente del Sistema Financiero, Gustavo Villatoro, manifestó que, las puertas de la Superintendencia están abiertas para establecer acuerdos que conlleven soluciones adecuadas, que respondan a las circunstancias actuales en las que la pandemia ha impulsado el mayor uso de los canales digitales. “Tenemos que establecer un conjunto de mejores prácticas, las cuales deben cumplirse buscando la estabilidad del sistema financiero, pero, ante todo, tienen que facilitar el acceso a los productos y servicios financieros para toda la población”, enfatizó.

Agregó que “no se concibe, en ningun país del mundo, que un ser humano no cuente con servicios financieros. Es un derecho fundamental e inalienable de los ciudadanos”.

A partir de los insumos obtenidos en el primer Diálogo Público-Privado, el Comité de Normas del Banco Central de Reserva ha tomado acción en temas de interés para las diferentes industrias, dando como resultado la emisión, modificación y ajuste de más de 40 normas técnicas relacionadas con estándares internacionales prudenciales, uso de fuentes de financiamiento alternativas, inclusión financiera, mercados bursátiles, entre otros.

27 de noviembre de 2020